The current Bet365 opening offer for new customers is market-leading bet365 mobile app You can get a free bet right now when you open an account.

En el duro trance del fallecimiento de Agapito Novas Carnero “Aga”, fallecido en Holanda el viernes

Carriola.J.S.A..22.05.24.

julio@carriola.es.

Agapito Miguel Novás Carnero falleció el pasado viernes en Holanda a donde había trasladado su vida hace unos 15 años. Allí creó una empresa de soldadura, el oficio de su vida por heredada vocación. Poco se veía por Marín; mucho menos de lo que el quisiera, solamente en vacaciones y mucho menos en los últimos tiempos en los que su madre, Consuelo Carnero Cerviño, exconcejala socialista del Concello de Marín, se trasladó a vivir con él. Su hermano Ray también reside en Alemania, donde es funcionario del estado.

Aga, que así le llamábamos desde los tiempos de compañeros de escuela en el Colegio San Narciso, habría cumplido 50 años próximamente, pero un maldito y repentino infarto en la tarde del pasado viernes lo evitó de manera fulminante. Su padre, Manuel Novas, músico y también profesional de la soldadura,  ya falleció en similares circunstancias, hace muchos años, mientras trabajaba en un astillero de Moaña. 

Hace cuatro años, Aga se definía en sus redes sociales como español, nacido en Marín provincia de Pontevedra, España residente en Vlissingen, Zeeland, HOLAND”, y también como cien por cien gallego, trabajador, buena persona, indestructible, sentimental.... y concluía declarándose morriñento, afectado por ese sentimiento que todo gallego siente cuando ha tenido que trasladar su residencia por motivos familiares o laborales, algo que nadie puede entender si no lo ha vivido de cerca y que, como él bien decía, es un sentimiento de vacío que llega de lo más profundo de tu corazón y te hace poner en tela de juicio tu vida, por qué y para qué... porque te obliga a separarte de tu familia, tus amigos, tu cultura...”

Hoy somos nosotros los que sentimos ese vacío y esa morriña de él, porque desde el viernes pasado le echamos aún más de menos. Sus restos mortales fueron incinerados durante la jornada de hoy miércoles en Holanda y su familia gestiona ya el traslado de las cenizas a Marín, donde se organizará algún acto fúnebre o religioso todavía por decidir en cuanto sea posible.

Descanse en Paz “Aga”. A estas horas ya se encuentra con su padre Manolito Novás y con su abuelo, el popular guardia municipal “Agapito”, que lo habrán recibido con todo el amor del mundo y del Dios que rige nuestros destinos. Y mucho ánimo a toda su familia en este duro momento que les ha tocado vivir, de nuevo, en especial a Chelo y Ray, madre y hermano que comparten en este momento en Alemania el trance de tan dolorosa pérdida.